En busca del vestido de novia (II)

Como os comentaba en el post anterior, encontrar el traje de novia a veces no es fácil, aunque se trata de una de las tareas más reconfortantes para una novia y sin duda, la que más ilusión conlleva.

Así que queremos ayudarte para evitar en lo posible posibles momentos de frustración o estrés, que a veces pueden sobrevenir simplemente, por no haberlo planeado mejor.

La segunda fase del proceso: La Búsqueda y Compra del traje de novia

Vestido-de-novia-Aire-2018-Zaragoza-Madrid_BLONDY
Nueva colección Aire, Modelo Blondy
Esta fase la he dividido en 4 puntos. ¡Espero que os ayuden!

  • Llévate uno o dos acompañantes como máximo. Más serán multitud y de seguro tendrán distintas opiniones. Las personas que elijas deben conocerte, saber lo que te gusta, respetar tus gustos o tu estilo y no imponer el suyo. Pero también pueden dar su consejo con respecto a si te queda bien o no, si va con el estilo de boda que has elegido, el lugar, etc. A veces, también ocurre que nos ofuscamos con algo que realmente no nos favorece y estas personas nos pueden ayudar a tomar una decisión más acertada. Así que elegir bien quién te acompañará puede que no te resulte fácil, pero es importante que prestes atención en este punto.
  • Déjate asesorar por los profesionales que te atiendan en la tienda. Ya que según tu fisonomía o el estilo de tu boda pueden recomendarte otros vestidos de novia en los que tú ni siquiera habías reparado. No está de más que te los pruebes, ¡puede que te sorprendan y luego te encanten!
  • Cuando vayas en búsqueda del vestido, maquíllate, peínate y llévate unos zapatos de tacón, para ver con más realismo el resultado y conocer más o menos el largo necesario de tu vestido. Esto lo tendrás que repetir en cada prueba, ¡no te olvides!
  • A la hora de elegir sigue tu instinto. Ten en cuenta las opiniones de los demás, pero al final la que vestirás de novia serás tú, y nadie te conoce mejor que tú misma. Así que ¡déjate guiar por el corazón!